Pensando al DirCom Global


Las siluetas sublimes de Gustavo Velazco

Para muchas mujeres, es complicado encontrar ese vestido bonito, sencillo y elegante, que además se adapte a todo tipo de cuerpo y, muy importante, a su presupuesto. El joven diseñador Gustavo Velazco parece haber encontrado una respuesta muy acertada a todas estas necesidades. Con 26 años, tiene además un espíritu optimista y una personalidad encantadora, con la que atiende a una clientela creciente (entre ellas, cada vez más amigas y conocidas).

Diseño_Moda_Venezuela_Gustavo_Velazco_1.jpg

Originalmente docente y además en dibujo técnico, Gustavo incursionó en la moda en 2011, luego de realizar algunas piezas experimentales muy exitosas y de adquirir formación en confección y patronismo. Su primera colección, Alto Contraste, fue una muestra de los excelentes resultados que logra trabajando con colores básicos, así como de lo que constituye la base de su identidad: Sus conocimientos de Dibujo Técnico le dan habilidades especiales en patronismo, permitiéndole confeccionar ropa casual femenina con sublimes cortes de sastrería. 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

“No hago escotes delanteros”

Su habilidad para construir siluetas favorecedoras para cualquier tipo de cuerpo, han permitido a Gustavo construirse un público cautivo desde un principio: Mujeres conservadoras, que por trabajar en instituciones como bancos y empresas tradicionales, deben mantener un cierto grado de formalidad. Las blusas y vestidos que se han convertido en los emblemas de su marca, mantienen un balance entre lo formal y lo divertido; fueron estas piezas las que por el boca-a-boca y en medio del boom de facebook, permitieron a Gustavo crecer con su marca.

diseno_moda_venezuela_gustavo_velazco_5

2015: El Regreso

Circunstancias personales obligaron a Gustavo a dejar de trabajar entre 2013 y 2015; hoy lo considera como su momento bajo, al punto que no habla mucho de esos dos años. Sin embargo, la segunda mitad de 2015 marcó su regreso, además con reconocimientos en eventos interesantes: Primero fue el ganador del 3er Lugar del Chocolate Fashion Show de la Expoferia del Chocolate, y luego, fue escogido como el Mejor Diseñador del Primer Festival de Diseño de Moda del Teatro Teresa Carreño.

diseno_moda_venezuela_gustavo_velazco_6

Si bien las repercusiones de este último evento no fueron todas las prometidas, aparte de un desfile en las instalaciones de la Galería de Arte Nacional, si fue un importante estimulo. Fue una prueba de su talento y el punto de partida a numerosos contactos, que le acompañaron en su crecimiento durante 2016.

Diseño_Moda_Venezuela_Gustavo_Velazco_7.jpg

“Lograr surgir, mantener tu marca con esta crisis”

Gustavo Velazco, como persona y como marca, abre 2017 frente a sus propios retos. 2016 lo califica como un año “complicado”, que representó el encuentro con sus primeras tiendas aliadas y con los desafíos de su propio talento: Sus prendas son cada vez mas diversas, con líneas y propuestas que tal vez no quepan ya bajo una misma marca; a los emblemáticos vestidos y blusas, se han unido bragas y vestidos pret-à-porter, así como la posibilidad de camisería masculina. 

Pero es Gustavo Velazco una de esas marcas y personas, con el talento, calidad, creatividad y una identidad propia, para sobrevivir al competitivo mercado actual de la moda emergente en Venezuela. En medio de las “demasiadas marcas” que ve han surgido, es uno de esos diseñadores que no solo rescata la creatividad con la que el diseñador venezolano resuelve y crea en escasez, sino que evalúa de manera crítica cómo el sector abusa de las tendencias y tiene grandes carencias en temas de gerencia. Gustavo es una muestra y vocero de cómo la buena moda venezolana, no requiere solo talento y buenos contactos, sino además claridad con la realidad en la que se está y sinceridad frente a lo que implica gestionar una marca de moda.

Decidí inaugurar el 2017 del blog con Gustavo, porque es el ejemplo de lo que será el típico emprendedor venezolano de este año: Aunque no tiene la ruta totalmente clara y el terreno es movedizo, tiene la decisión y el talento para trabajar por sus metas del año, que en este caso, es la internacionalización.

diseno_moda_venezuela_gustavo_velazco_10

Yenny Bastida y Florilegio, su más reciente fiesta de color

Este post es una muy vieja deuda. He visto a Yenny crecer casi desde que comenzó, siendo además una de las responsables de inspirar mi amor por la Moda Venezolana.

Aunque nos conocimos unos años luego en uno de sus desfiles, a Yenny la vi por primera vez hace más de 10 años, en uno de tantos bazares donde participó cuando su marca apenas comenzaba. Al poco tiempo vi sus primeras piezas hacerse su espacio en un par de tiendas, comenzando la expansión indetenible que ha tenido la marca en estos 12 años de vida. Desde siempre, hasta su blusa mas simple ha gritado poesía en cada puntada, con su estructura y sus colores.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_1

“Yo sabía que iba a hacer y que no…no soy de medias tintas”

Yenny es originaría de Yaracuy, y es egresada de diseño del importante instituto BRIVIL; también tiene preparación en Marketing de Moda, en el Instituto Marangoni de Milán. Me cuenta que desde sus pasantias en una marca de moda, decidió emprender la suya, dirigida a una mujer fuerte y luchadora, pero también muy femenina, que desea vestir de manera sublime en su día a día.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_3

Para Yenny, detrás de la decisión de apuntar al día a día de las clientas y muchas otras decisiones, está un “nosotros”. Su familia y su actual esposo han sido apoyos fundamentales desde todo sentido, para hacer de “Yenny Bastida” lo que es hoy. Aunque no esté ya físicamente, su abuela Tita es también un ingrediente fundamental; su formación fue determinante en el mindset de Yenny, así como algunos de sus recuerdos son parte vital de la tienda. 

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_2

“El equipo de trabajo debería ser la primera inversión”

De su papá, Yenny aprendió lo más importante para ser un gerente exitoso: Ser humano. Esto le ha permitido tener un equipo de trabajo funcional, tanto en la tienda acá en Caracas, como en su taller en Yaracuy. Dentro del equipo de confección hay incluso personas que están desde que la marca comenzó, mientras que muchos ex-miembros del equipo siguen siendo amigos cercanos.

Más allá de los beneficios (y de los servicios de cuidados para los hijos del personal del taller), el truco ha estado en el buen trato con el equipo, en dejar que cada quién ponga su forma de hacer las cosas en el mix que es Yenny Bastida. Mientras estaba en la tienda para la entrevista, visitó uno de los asesores legales de la marca, así como los electricistas del local, y recibieron el mismo trato cálido que yo, o con el cual se orienta a las chicas de la tienda.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_4

“El concepto no sólo es físico, es de trato…es un todo”

Y es justo en la relación con el cliente donde está uno de los ingredientes fundamentales de Yenny Bastida; en cuanto a la creación de experiencias para el cliente, Yenny es para mi una de las pioneras y punto de referencia en la Moda Venezolana. La marca siempre ha apuntado a tener una experiencia integral en todos los touch-points con sus clientas.

Esto se ha acentuado desde 2013, cuando pudo abrir su primera tienda, ubicada en Altamira. Allí, Yenny y su equipo han aprendido directamente de sus compradoras, sobre sus gustos, sus tipologías físicas, etc; se enorgullecen de recibir a clientes de todos los orígenes, religiones y tendencias políticas.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_5

Yenny Bastida tiene su propia banda sonora, su propio olor, su propia paleta de colores en el mobiliario, ese cúmulo de sensaciones que dan sentido a la marca y que logran incluso trasladar a las redes sociales; cuando estuve en la tienda, debieron arreglar la molesta cartelera/collage de requisitos legales que los negocios deben “exponer” en Venezuela, y hasta eso está pensado para verse lo más posible como la marca.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_6

“No podría no inspirarme en Venezuela, los colores de un país tropical”

Inspirada siempre en el glam, el proceso creativo de Yenny como diseñadora es constante, y como todo diseñador de esta Venezuela de hoy, está atado a la disponibilidad de materiales. Me dice va comprando telas e insumos, experimentando posibilidades con ellos, creando y uniendo colores; el sentido va surgiendo en el proceso.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_7

Así nació FLORILEGIO, su más reciente colección, nombrada como sinónimo de “Antología”, luego de un brainstorming con su equipo. Se inspiró en las Fiestas de Antología, organizadas por las damas de sociedad de principios del Siglo XX, y donde se combinaban códigos estéticos del Art Nouveau y el Art Decó.

Esta colección se arriesga con nuevas combinaciones de materiales, mientras mantiene esos toques de drama y poesía que han caracterizado a Yenny desde siempre, al igual que su singular uso de los colores. La sesión de fotos que la presenta fue, como todo lo de la marca, cuidada hasta el último detalle, con un estilismo que claramente evoca las décadas de los 1920s – 1930s.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_8

“Estamos creando con todas las piezas todo el tiempo”

El proceso creativo en Yenny Bastida continúa, con Yenny viajando entre su Yaracuy natal y Caracas con frecuencia. El objetivo que tienen con la marca para 2016 es mantenerse y crecer, a pesar de que estamos en tiempos de retos; esperan la próxima apertura de ventas por la página web, siga permitiendo a Yenny Bastida llegar a nuevos rincones de Venezuela y el mundo.

Yenny me cuenta que con su nueva colección está mas satisfecha, a pesar de que esta ha sido el año más terrible hasta ahora para todos los venezolanos. Quiere seguir derrochando color, perseverancia y destacando lo HECHO EN VENEZUELA.

Yenny_Bastida_Diseño_Moda_Venezuela_9

Por eso tengo tanto tiempo admirando mucho a Yenny, y ahora es cuando.

JapanDog: Emprendiendo con sabor a riesgo

Hace mas o menos un año que mi permanente nethunting de nuevos locales y experiencias, en este caso por Instagram, me llevó a JapanDog. Mi espíritu #ForeverGordito pudo más que la aprehensión que me causa el bullicio del Centro Sambil Caracas, y me encontré con una propuesta tan arriesgada como deliciosa. Gracias a los eventos After Office de SuFranquicia que organiza mi querida Ingrid Arriechi, tuve la oportunidad de conocer hace un par de semanas a Boris y Humberto, dos de los tres emprendedores tras la marca. No dude en pedirles un encuentro para conocer más de ellos y de la marca.

RESULTADO: El post, literalmente, más delicioso que me ha tocado escribir.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_1

Humberto me recibió un lunes en horas previas al mediodía. Aunque de expresión severa, tiene una simpatía que notas apenas te habla, además de un espíritu abierto y optimista.

Hace ya 4 años que Humberto y David, quienes trabajaban en post-producción en un canal de señal abierta, quisieron emprender. Tuvieron la idea, aparentemente descabellada, de mezclar perros calientes con sabores japoneses, para el paladar venezolano. Por conexiones de David llegaron luego a Boris, Chef y Profesor de Casserol du Chef, quién no sólo se emocionó con la idea (“le brillaron los ojos”, cuenta Humberto), sino que comenzó los numerosos ensayos que llevaron al primer menú.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_2

“Comenzamos con exposiciones”

Ese primer menú, lo ofrecieron en un común y silvestre carrito de perros calientes, el primer capital que tuvo el negocio. Durante dos años, el carrito los acompaño en ese proceso de dar a conocer la marca a lo largo del país, con presencia en ferias, exposiciones, fiestas, bautizos, quinceaños y demás. Con numerosas anécdotas para el traslado del carrito al interior del país, sólo debieron rechazar el estar en un crucero gay que partía de Margarita; tocaba montar el capital en el ferry, y era un riesgo muy alto.

Nunca se imaginaron que estando en “Expo Vida y Salud” en el Centro Sambil, conquistarían el paladar de uno de los Cohen, la familia dueña de la Constructora Sambil. Sería él quien les dio la oportunidad de estar en la feria del Centro Comercial mas grande de Caracas, con unas condiciones preferenciales.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_3

“Cuando el río suena, hay ganancias para pescador…somos pescadores”

Emprender en Venezuela y en un negocio que requiere muchos insumos importados, puede parecer a muchos algo mas loco que mezclar perros calientes con sabores asiáticos. Humberto es el encargado de irse de gira por los numerosos proveedores en su lista, al menos tres veces por semana, a buscar todo lo que necesitan para JapanDog. Es una aventura para el día a día, pero también un estimulo constante para innovar y crear cosas nuevas.
Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_4Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_5

La necesidad de reducir riesgos frente a una crisis que se agudiza, sirve para que el menú tenga siempre cosas nuevas: Aparte de comenzar a ofrecer los perros en dos tamaños, han incorporado tallarines y pronto vendrán mas propuestas apegadas a la fusión que da sentido a la marca. También es un estimulo para que no haya comida industrializada, sino preparada por ellos mismos en el centro de producción que tienen en el mismo Sambil.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_6

Me sorprendió que el Kimchi que lleva el Megumi, aunque preparado “con lo que hay”, no tiene nada que envidiarle al que prepararía una ahjumma coreana.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_8

“Estas situaciones te ponen activo con tu negocio, conoces tu marca”

Los socios crearon su propio sistema de rotación, para que siempre uno de ellos esté en el local. Han evidenciado que la crisis actual es también una oportunidad para que los empresarios vean la importancia de realmente “estar ahí” en el día a día, enfrentando los retos y resolviendo los problemas JUNTOS.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_9

Esto les ha permitido crear también vínculos de equipo con un talento, que hoy ven como consolidado. Aunque han pasado sus malos ratos, una de sus mayores satisfacciones es el apoyo y visión compartida de quienes junto a ellos, hacen funcionar JapanDog.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_10

“Siempre hacia aprendizajes nuevos, recetas nuevas”

JapanDog llega hoy a una audiencia joven y arriesgada, muchos referidos por Instagram (como yo) o por la curiosidad que surge cuando pasas por el pequeño local, que estéticamente parece evocar un restaurant de sushi. Son muchas las anécdotas: Quienes deciden comer algo más convencional pero no dejan de ver hacia el local, gente que se desvía al Sambil en medio de un viaje solo para probarlos, o la mujer embarazada que se antojó gracias a Instagram y fue a comerse 3 perros de 24 cm (!!!)

JapanDog es un ejemplo de que aún es posible arriesgar todo tus recursos con pasión y tener éxito. Un producto de alta calidad y una propuesta diferente, apoyada además por una identidad visual contundente y una efectiva gestión de Redes Sociales, son el secreto no tan secreto de JapanDog. La recomendación que dejan para otros emprendedores: Constancia, perseverancia, ser agradecido, tratar bien al público y conservar la armonía interna, el optimismo.

Gastronomia_Emprendimiento_Venezuela_JapanDog_11

La meta para 2016, es lograr la primera franquicia de JapanDog; incluye una tienda y un carrito para usarse en la “jurisdicción” sobre la que se compre el derecho. Ya se encuentran examinando los primeros ofertantes, y yo digo que va a ser un éxito.

Espero la expansión pronta de la marca…y probar ese costillar con sabor japonés que me contaron saldrá pronto.

Página siguiente »

A %d blogueros les gusta esto: